Fuencaliente
860 Diseminado Diseminados Fuencaliente Castilla-La Mancha 13130 ES

Este lugar parece ser el elegido por Cervantes para situar la penitencia de Don Quijote donde reconoce en sus inscripciones a rústicos dioses, a los que confía sus quejas de desdichado amante recogido en el capítulo XXV de El Quijote:

“¡Oh vosotros, quienquiera que seáis, rústicos dioses, que en este inhabitable lugar tenéis vuestra morada: oíd las quejas deste desdichado amante, a quien una luenga ausencia y unos imaginados celos han traído a lamentarse entre estas asperezas, y a quejarse de la dura condición de aquella ingrata y bella, término y fin de toda la humana hermosura”.

“¡Oh Dulcinea del Toboso, día de mi noche, gloria de mi pena, norte de mis caminos, estrella de mi aventura, así el cielo te la dé buena en cuanto acertares a pedirle, que consideres el lugar y el estado a que tu ausencia me ha conducido, y que con buen término correspondas al que a mí fe se le debe!”.